miércoles, 21 de mayo de 2014

Memoria 2013: Precariedad económica de las personas mayores y aumento demanda de empleo

El aumento de la precariedad económica de las personas mayores y la continuidad de la tendencia en la demanda creciente de empleo, ocupan un lugar destacado en el balance social que recoge la memoria anual de la Fundación Federico Ozanam, correspondiente al ejercicio 2013. Un diagnóstico social que confirma las consecuencias de la realidad socioeconómica actual, y que se plasma claramente en los datos y servicios que conforman el balance de gestión de Ozanam, que han presentado a la sociedad aragonesa Enrique Santamaría, presidente de la Fundación Federico Ozanam, y José María Lamana, subdirector de la Fundación, acompañados por miembros del Patronato.

En materia de personas mayores, uno de los pilares asistenciales de la Fundación, una de las circunstancias más preocupantes que ha emergido con fuerza en este año es la dificultad de las personas que están en las residencias de Ozanam para hacer frente a sus cuotas, a pesar de ser lo más ajustadas posible. Esta situación ha llevado a la Fundación a tener que aumentar en 100.000 euros el importe destinado a cubrir con becas esa falta de ingresos, que ha sido superior a 540.000 euros en el año 2013, con más de 100 mayores becados.

La Fundación Federico Ozanam ha aumentado su actividad en un 9% con respecto al año 2012 y ha podido atender a más ciudadanos con necesidades sociales y económicas que sumaron en 2013 un total de 17.488 personas, a través de los diferentes proyectos de la entidad.

martes, 20 de mayo de 2014

Habilidades Emprendedoras aplicadas a la búsqueda de Empleo

En el imaginario colectivo el término "persona emprendedora" sólo hace referencia a una persona que emprende un negocio por cuenta propia. A una persona emprendedora se le presuponen unas habilidades como el autoconocimiento, la autoconfianza, la orientación al logro, la capacidad de asumir responsabilidades, la tolerancia a la frustración, la creatividad... o la capacidad de adquirirlos. 

Una persona emprendedora es capaz de ver las oportunidades... una persona emprendedora está socialmente bien considerada.... pero nada de esto se atribuye a una persona que busca un empleo por cuenta ajena. Y en nuestra sociedad, o estás en el grupo de los que buscan empleo o en el grupo de los que emprenden un negocio, pero en ningún momento se nos ocurre que las dos opciones puedan ir de la mano.

miércoles, 7 de mayo de 2014

La mochila del cuidador...

Sería una costosa labor intentar enumerar las numerosas y variopintas dificultades que los cuidadores de personas mayores tienen para permitirse el cuidado a ellos mismos, los “Peros” y los “Noes” que continuamente se dicen para resistirse a que una mano reconforte su hombro...para que un abrazo mime su corazón, a veces cansado, la mayoría lastimado y siempre luchador.

En este breve artículo unicamente se hará una descripción subjetiva de todos estos bloqueos, cognitivos, emocionales y sin lugar a dudas paralizantes que a veces el propio cuidador se pone como resistencia a su autocuidado. Y que van cargando su mochila, ya de por sí pesada...

Cuando alguien se dedica a cuidar de otra persona que es su familiar mayor, bien sea marido, esposa, madre, padre, suegra, suegro...frecuentemente pospone su autocuidado, su bienestar personal y psicológico, prioriza las necesidades del otro, el pensamiento de “él/ella es el primero/a” se convierte en otro aún más radical “él/ella es el único/a”.

El cuidador de personas mayores es, ni más ni menos, una persona que va por la calle, pensando en mil cosas al mismo tiempo, la farmacia a la que no debe olvidarse de ir antes de que cierre no sin antes pasar primero por el centro de salud, “que la médica de cabecera dijo que me tendría preparada la receta para las 12...tendré que llamar a mi prima para decirle que no voy a poder acompañarla al médico”, “mi marido está estos días bastante regular y no me atrevo a dejarlo en casa ni solo ni acompañado”, “tengo que estar yo pendiente de todo que si no...”.

Todos estos son pensamientos diarios, recurrentes y comunes en la persona que además de ser esposa, marido, madre, padre, hijo, hija, yerno, nuera...está al cargo del cuidado físico y psicológico de otra persona, de otra persona muy querida, muy cercana, y a la que de alguna forma está perdiendo “mi madre ya no me reconoce; mi marido ya no es lo que era, no me habla, no me escucha, ha perdido el interés por todo, me dice que le lleve conmigo cuando salgo de la residencia...”.